¿Cómo funciona el inbound marketing?6 min read

inbound

¿Se puede realmente crear publicidad personalizada? Sí y no. No para cada cliente, a no ser que tu público meta sea extremadamente reducido. Sin embargo, sí para ciertos grupos de personas. Deberás escoger entre los tipos de marketing más efectivos. Uno de ellos es el inbound marketing. ¿Quieres saber cuáles son las características de este y cómo se hace? Encuentra, en este post, los elementos más importantes.

✔ 1. Establece tu Buyer Persona

El inbound es, entre todos los tipos de marketing existentes, uno de los más personalizados. En él, cualquier estrategia o acción realizada gira alrededor del cliente hacia el cual se dirige. Para saber qué ofrecerle, es importante conocer sus características.

Aún cuando se dice que el inbound marketing es menos masivo, no significa que trabaje solo con unas pocas personas. Su público meta suele ser también extenso, aunque menos que el de su antecesor. ¿Qué significa esto? Que es imposible que realmente conozcas todo sobre cada uno de esos potenciales clientes.

Para eso se establece una Buyer Persona. Ese término se refiere a una caracterización del cliente ideal de tu empresa. Esta es ficticia a la vez que real, pues se basa en los rasgos verdaderos de aquellos grupos que son tu público meta. No basta solo con tener en cuenta los datos demográficos, sino también su perfil social y psicológico.

✔ 2. Optimiza tu sitio web

Es el elemento más efectivo para atraer potenciales clientes es tu sitio web. Por ello, muchas estrategias de marketing online se basan en el posicionamiento de este en los buscadores. Mantener tu web actualizada y optimizada es, entonces, esencial. Así aportas información importante a los consumidores y los haces sentirse bien navegando en tu sitio.

Si tienes uno de los primeros puestos en las búsquedas, tendrás más volumen de visitantes. Luego a estos les debes ofrecer los datos que buscan y una buena experiencia de usuario. Así, aquellos que entren en el perfil de posibles compradores se terminarán convirtiendo en tus clientes.

✔ 3. Haz un buen plan de marketing

Este es un paso importante para cualquier empresa. ¿Qué es un plan de marketing? Un documento donde se recogen el estado actual de la empresa, sus distintos objetivos y cómo piensas cumplirlos.

Realizar este paso ayuda, entre otras cosas, a reforzar el compromiso de los distintos miembros del equipo. También a no dejar de tener en cuenta el largo plazo y a ir corrigiendo a tiempo posibles errores. ¿Quieres saber cómo elaborar tu propio plan de marketing? Los principales apartados que debes tener en cuenta son:

  • Análisis del presente de la empresa: para no dejar detalles sueltos en esta investigación, puedes recurrir a la clásica matriz DAFO. Esta se basa en detectar las debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades de tu compañía.
  • Analizar a la competencia: es importante dedicar todo un apartado para establecer las características de tus principales competidores. Así sabrás en cuáles áreas puedes vencerlos y cómo.
  • Trazar objetivos: no te excedas soñando en grande en esta sección. Ponte metas específicas, relevantes y sobre todo alcanzables. Además, ten en cuenta cuáles esperas lograr a corto plazo y cuáles a largo.
  • Plan de acción: aquí sólo debes responder una pregunta: ¿qué harás para lograr tus objetivos? Nadie dijo que fuera fácil. Reúnete con tu equipo y traza bien las acciones a seguir. Entre ellas, una buena estrategia de marketing.
  • Evaluación del plan en tiempo real: cuando hayas terminado todas estas secciones, no puedes solo sentarte a descansar. Es importante realizar constantes evaluaciones del plan. Solo así podrás cambiar rápidamente cualquiera de sus elementos en caso de ser necesario.
inbound

✔ 4. Genera tráfico

Que tu web esté bien posicionada asegura más visitantes y, por tanto, más clientes potenciales. Por ello, nunca debes dejar de trabajar en aumentar el tráfico de tu sitio. Enfocar tus estrategias en un grupo de personas no significa dejar de atraer nuevos clientes. ¿Cómo aumentar el tráfico web mediante el inbound marketing? Pues usando cualquiera de los siguientes activos:

  • Blogs: El algoritmo de Google realza la información que se actualiza constantemente y que, por su calidad, genera interacción. Por lo tanto, tener un blog de empresa puede ser perfecto para escalar puestos. Además, puedes mejorar tu reputación tanto por el buen contenido que brindes como por enlaces externos.
  • Redes sociales: Se usan mayormente para difundir los contenidos de tu web, pero sería bueno que también generaras contenido especial. Hay formatos, como los Lives o las Stories, que puedes explotar y son nativos de las redes. Crea estrategias de social media marketing.
  • SEO/SEM: Son dos prácticas que pueden ayudarte a ganar posicionamiento y tráfico en tu web. Úsalas de forma conjunta y darán su máximo resultado.

✔ 5. Transforma las visitas en clientes potenciales y a estos en ventas

Debes asegurarte de que esas personas que visiten tu web comiencen a recibir tu contenido de forma habitual. Si publicas cosas de calidad, muchos se suscribirán por sí mismos. A los que no, puedes ofrecerles ciertos elementos a cambio de sus suscripción. Contenido especial descargable, por ejemplo.

Una vez suscritos, deberán dar un grupo de datos personales. Usa estos para aportarles valor según la información demográfica que ofrecieron. Crea planes de acompañamiento del ciclo de compra y se terminarán volviendo clientes fieles. Del mismo modo, te darán su correo electrónico. Con una buena estrategia de email marketing, podrás convertirlos en compradores también por esa vía.

inbound marketing

Marketing tradicional e inbound marketing: ¿en qué se diferencian?

Si bien el inbound surge como un desprendimiento del marketing cotidiano, no funciona del mismo modo. Ya lo habrás podido notar. En el caso del tradicional, su principal objetivo es llamar la atención. Para lograrlo, se trazan planes cuyo objetivo es alcanzar la mayor cantidad de personas posible. Y ahí radica la principal diferencia: en el inbound no se quiere llegar a todo el mundo.

¿A quién, entonces, va dedicada esta última variante? Los especialistas en dicha práctica trazan estrategias de marketing basándose en una segmentación de las audiencias. O sea, enfocan su plan en las características de grupos de personas que son clientes potenciales de una marca.

Este cambio se ha dado producto de la evolución de la sociedad en sí y de la tecnología. Ya las personas no interactúan con la publicidad ni con las marcas como lo hacían antes. Sino que se suelen comprometer mucho más y esperan cierto valor a cambio. Por ello, las estrategias basadas en grupos menores son más efectivas que aquellas cuyo objetivo son “las masas”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *